Las Ciudades Inteligentes vistas por un integrador

Palabras clave

Contenido patrocinado: 
Alejandro López, vicepresidente de ventas México, Latinoamérica e Iberia del integrador T-Systems
Autor:
T-Systems tiene varias opciones para seguir la tendencia de Ciudades Inteligentes, uno de los líderes en México y la región habla de ellas y los obstáculos en el camino a la hora de la implementación
Soluciones replicables

No hay una Ciudad Inteligente en el mundo que tenga una oferta de servicios que cubra todos los aspectos y que no tenga puntos de mejora, aseguró Alejandro López, vicepresidente de ventas México, Latinoamérica e Iberia del integrador T-Systems.

Partiendo de esta base, y considerando todos los males que pueden aquejar en menor o mayor grado a una ciudad como la burocracia, movilidad, inseguridad, corrupción y la cultura ciudadana, el ejecutivo aseguro que las ciudades inteligentes están en constante evolución, y que, como cada caso es distinto, no hay una receta mágica para emprender una estrategia de ciudades digitales.

“En México tenemos la curiosa idea de que abrir una red Wi-Fi gratuita en un parque nos hace una ciudad más inteligente; lo es en la medida porque se usa Internet para habilitar información y nuevos servicios, como ocurrió con las aplicaciones para los scooters u otras plataformas de transporte”, enfatizó el directivo.

En ese tenor, T-Systems ha integrado algunas soluciones enfocadas a Smart Cities en otras partes del mundo que con las adecuaciones pertinentes podrían empatar con las necesidades del mercado mexicano.

Las instalaciones que han realizado han sido de punta a punta, pues son parte del grupo Deustche Telekom que hace las veces de operador en los países en los que opera a través de T-Mobile, que tiene presencia en Estados Unidos y Europa.

En Alemania se gestó una aplicación para conectar a los diferentes proveedores de transporte público privado, trenes y autobuses, los cuales están equipados con sensores que calculan el tiempo exacto de llegada del siguiente tren e informan a los usuarios.

T-Systems también ha realizado instalación de luminarias inteligentes, que identifican si va a pasar una persona, un perro, un automóvil y entrega luz en diferentes niveles, dependiendo de quién pase y la hora del día.

Lo mismo han implementado soluciones de seguridad en la que identifican los números de placas de los automóviles e intercambia información con otros dominios para facilitar la movilidad en las avenidas.

En lo que se refiere a edificios inteligentes, tienen una oferta que, por un lado, busca hacer eficiente el uso de la energía, la medición de la temperatura y otros aspectos que se enlacen con los sistemas automáticos, con los que se pueden generar ahorros en varios sentidos.

También para edificios inteligentes crearon Waste Management, para optimizar la recolección de basura, con sensores que sopesan la cantidad de basura en un bote y manda una alerta para que vaya a alguien a recogerla.

En México han trabajado una solución robusta que controla los parquímetros, y tienen una más que haría sentido a la ciudad dado el alto grado de sismicidad. Se trata de unos sensores colocados en discos parecidos a los de jockey que se introducen en las paredes de las construcciones, los cuales realizan monitoreo y medición constante del estado del edificio; miden los niveles de vibración, identifican cuarteaduras, humedad para evitar un reblandecimiento de los cimientos o de la estructura en general.

“En México tenemos construcciones que son una bomba de tiempo, algunos edificios se ladean, otros se reblandecen, otros no soportan el peso, pero falta mucho por hacer para que haya una cultura de protección civil que se respete, al menos en el país, y a muchas constructoras les podemos enseñar esto, pero si no ven un beneficio inmediato o la manera de monetizarlo no les va a interesar”, expresó.

Otra de las preocupaciones es el habilitamiento de la seguridad en instalaciones en donde operan sensores del Internet de las Cosas, ellos mismos, en sus instalaciones de la ciudad de Puebla tienen soluciones referentes al tema.

¿Cómo podría avanzar México en Ciudades Inteligentes?

Alejandro López afirmó que mientras la iniciativa privada no vea casos de ahorros concretos, seguirá viendo estas tecnologías como un gasto; en el caso de los gobiernos, lamentablemente no le dan interés pues algunos suponen una implementación que va más allá de sus administraciones, además claro, de que todo ellos tienen costos políticos.

“Si ahorita nuestra jefa de gobierno cierra esta avenida, y la vuelve peatonal y la arregla para mejorar el turismo, quienes transitan por aquí se volverán locos, no podrán ver el beneficio a futuro y lamentaran únicamente las afectaciones presentes, lo que, probablemente la haría perder votantes, por eso muchos no se involucran en proyectos así de grandes”.

No obstante, López afirmó que la firma tiene un portafolio completo que podría instalarse en el mercado mexicano, aunque hace falta mayor conectividad, la cual es básica para cualquier proyecto; de igual forma, señaló que hacen falta mejores sistemas de información, mientras que propuestas como Autonomus driving si depende enteramente del funcionamiento de las redes 5G.

Respecto a su participación en las diferentes Ferias de Ciudades Inteligentes que se realizan en el país, López afirmó que participan en algunas de ellas, para que los gobiernos y otros inversionistas los tomen en consideración, aunque entiende que ningún proyecto se cierra en estos espacios.

Su estrategia de llegada al mercado es directamente con los gobiernos municipales que -previa investigación- saben que cuentan con recursos propios y que no dependen tanto de los presupuestos federales.

“Esta medición que hacemos se da porque en efecto, en México hay una brecha, hay municipios que pensarán primero en pavimentar calles y dotar de agua a toda la población antes que invertir en infraestructura de conectividad”, expresó. Contenido relacionado: