La Cuarta Revolución Industrial ya está aquí

Palabras clave

IoT
Autor:
México

La realidad virtual, la robótica, la inteligencia y visión artificiales, el aprendizaje automático y...

La realidad virtual, la robótica, la inteligencia y visión artificiales, el aprendizaje automático y las redes neuronales van a tener un papel fundamental en la constitución de las factorías virtuales tridimensionales del futuro.

La llegada de los ‘robo-obreros’ como nueva fuerza laboral es obvia; pero la pérdida de empleos en la cadena de producción estará compensada por la necesidad de talento que sea capaz de desarrollar sistemas inteligentes y procesos autónomos.

Fog Computing aplicado a la fabricación es otro concepto innovador en IoT. Cumplir con los requerimientos del mercado resulta problemático a través de los actuales modelos IoT, dotados de circuitos centralizados y empoderados por modelos de gestión basados en cloud; no obstante, los modelos dotados de arquitectura descentralizada que posee fog computing son capaces de llevar recursos y servicios computacionales a los extremos de la infraestructura, consiguiendo construir un efectivo eslabón de continuidad entre la fuente de datos y la nube.

Aplicado a infraestructuras de internet de las cosas, DevOps implica la automatización de los procesos de fabricación ágiles, empleando herramientas y metodologías que eliminan la latencia tradicional que habitualmente tiene lugar en el desarrollo de aplicaciones. Las transformaciones DevOps son sistémicas tanto para empresas como para los desarrolladores de software independientes (ISV). Es por todos sabido la criticidad que supone realizar el mejor uso posible de cloud computing, big data y, ahora de IoT. En el momento en que una aplicación de internet de las cosas entra en funcionamiento, las herramientas de testeo integradas en las DevOps comprueban el nivel de seguridad de la información que procede de los sensores --que constituyen puntos de entrada más vulnerables-- para recorrer toda la aplicación IoT con el propósito de asegurarse de que la exposición ha sido minimizada.

Desde una perspectiva general, las macro-cifras a las que aluden los analistas apuntan que, este año 2016, el gasto en hardware para propósitos IoT está siendo superior a los 2,5 millones de dólares cada minuto y, en 2021, cada hora se adquirirán e instalarán en el mundo 1 millón de dispositivos IoT.

¡ Déjanos un comentario !