Cancelación de Contrato Marco no impide compra de software

Palabras clave

Contenido patrocinado: 
Este documento no fue renovado por la SHCP una vez que centralizó las compras del nuevo gobierno
Autor:
El software como servicio y aplicaciones de código abierto son alternativas para que proveedores de tecnología desarrollen nuevas oportunidades de negocio
Licencias de Software 2019

La cancelación del Contrato Marco de Licencias de Software 2019 por parte de la Oficialía Mayor de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público -SHCP- no suspende contratos o adquisiciones de programas informáticos de empresas como Oracle, Google, Microsoft, IBM, entre otros proveedores que formaban parte del acuerdo desde el sexenio pasado.

El Contrato Marco era un instrumento de la Unidad de Gobierno Digital que dependía de la Secretaría de la Función Pública durante el mandato de Enrique Peña Nieto, sin embargo, este documento no fue renovado por la SHCP una vez que centralizó las compras del nuevo gobierno, el único movimiento de la administración pasada fue extender las licencias de software hasta finales del 2019. 

El acuerdo permitía agilizar la venta y compra del software en cualquier entidad del Estado, pues previamente se firmaban las condiciones del producto con los precios de mantenimiento, renta y soporte técnico entre el proveedor y el cliente.

Al no existir una renovación ni las condiciones para comercializar el software, lo que sucederá es que las marcas y sus distribuidores van a negociar la contratación de licenciamiento de forma individual con cada dependencia de gobierno, apuntó Javier Allard, director general de la Asociación Mexicana de Tecnologías de la Información (AMITI)

Señaló que la industria tecnológica espera que la Oficialía Mayor publique el nuevo esquema de contratación para la compra del licenciamiento propietario o de código abierto.

Mientras eso sucede, Ricardo Zermeño, director general de Select, recomendó a los distribuidores de tecnología dar el salto a la Transformación Digital para diseñar ofertas alineadas a un mundo híbrido, donde el software perpetuo es un modelo que va a la baja, no solo en México sino a nivel mundial.

Por esta situación, el que suspendieran el Contrato Marco del 2019 también abre nuevas oportunidades de negocio a favor de los proveedores que vendan software as a service, ya sea un operador de telecomunicaciones o un prestador de servicio, ratificó Alejandro Vargas, gerente de Análisis en Select.

¿Hacia dónde apunta el software en el sector público? 

El artículo 17 de la Ley de Austeridad Republicana del Estado, recientemente avalada por el pleno de la Cámara de Diputados, señala que las adquisiciones en sistemas de cómputo después de cada inicio de administración en el Poder Ejecutivo federal “se realizarán previa justificación y con base en planes de modernización que prefieran el uso de software de código abierto”.

Allard dijo que la disposición no obliga a la compra del open source, aunque sí muestra preferencia por el código abierto siempre y cuando cumpla con los requisitos que pida el cliente. En su opinión, todas las tecnologías deben participar en las licitaciones, y será el usuario el que elija la mejor oferta con base a precio, servicio y funcionalidad.

“Esta administración federal da muchas expectativas porque muestra una gran apertura a las tecnologías de código abierto, en Red Hat compartimos ideas y propuestas para que el Estado integre soluciones que les ahorren costos y una participación de la comunidad mexicana, con tecnología propietaria no puede ocurrir porque el único que gana es el vendedor de la licencia”, respondió Alejandro Raffaele, director general de Red Hat México.

Te interesa leer: Frena SHCP Contrato Marco de Licencias de Software 2019

Ante un mundo híbrido, Allard apuntó que es complicado invertir por soluciones únicas de software libre o propietario, especialmente porque muchas de las secretarías utilizan plataformas de nubes híbridas, multinube, entre otra variedad de herramientas.  

“Los que es un hecho es la ruta hacia al código abierto y que el presupuesto de federación trae un recorte de 75% en la contratación de software como licencia, hay un freno, pero es un marco general, cada dependencia tiene diferentes prioridades”, agregó Zermeño.

Para Allard, tanto el software libre como propietario tienen ventajas y desventajas, la tarea de los proveedores  es buscar la solución que mejor se adapte a las necesidades de una oficina de gobierno.

“Hay que generar valor con austeridad, no solo en la reducción del costo, para ello hay que integrar un mundo híbrido. Muchas de las nuevas herramientas son de código abierto y todas las empresas las usan, hasta los proveedores de  software propietario que se movieron a la nube también emplean código abierto”, dijo el director general de Select.

Para Red Hat, el open source es el futuro para todos

Alejandro Raffaele, director general de Red Hat, pronosticó que el software de licenciamiento desaparecerá y  el código abierto liderará la migración de sistemas legados y sus aplicaciones a la nube, una mejor interconexión con una diversidad de sistemas en organismos públicos o privados y el diseño de nuevas aplicaciones y desarrollos de TI.

“Las tecnologías que hoy utilizamos como la nube están montadas sobre open source, las áreas de la industria privada o el sector público se mueven al software de código abierto, como Red Hat no vemos cómo cualquier innovación pueda estar fuera de este mundo”,  insistió Raffaele.

Contenido relacionado: